Imagen de Coffee Cinnamon Rolls

Son irresistibles: Coffee Cinnamon Rolls

Últimamente nos hemos propuesto sacarle todo el partido a nuestros cafés solubles. Hace poco publicamos en nuestro blog la receta del café Dalgona, elaborado con café instantáneo, y, en esta ocasión, nos apetece usar este tipo de café para hacer Coffee Cinnamon Rolls. Ahí van las indicaciones para cocinar este dulce:

Coffee Cinnamon Rolls, rollos de café y canela

Todo apunta a que el café soluble o instantáneo atraviesa un momento de gran popularidad. El café Dalgona es una de las bebidas más de moda y, el dulce del que hablaremos hoy, es una versión mejorada del Cinnamon Roll, el famoso rollo de canela que todo el mundo pide en cafés y pastelerías. ¿Y cómo lo hemos mejorado?, estarás preguntándote. Pues muy fácil: con el café instantáneo. 😉 El resultado es un acompañamiento esponjoso, suave y muy sabroso que robará para siempre el corazón de tus conocidos y tu clientela.

Apunta los ingredientes que necesitas para cocinar una docena de Coffee Cinnamon Rolls y átate bien el mandil. En una hora y media o dos horas estarán listos.

Para hacer la masa ten a mano:

  • 500 gramos de harina
  • Dos cucharaditas y ¼ de levadura seca (En torno a 6,5/7 gramos)
  • Una cucharadita y ½ de sal
  • 100 gramos de azúcar
  • 240 mililitros de leche tibia
  • 60 gramos de margarina o mantequilla sin sal derretida pero a temperatura ambiente.
  • Un huevo
  • ½ cucharadita de esencia de vainilla

Y para el relleno de los doce Coffee Cinnamon Rolls:

  • 60 gramos de margarina o mantequilla sin sal derretida pero a temperatura ambiente
  • Una cucharada sopera de canela en polvo
  • Una cucharada sopera de café soluble
  • 220 gramos de azúcar moreno

¿Ya lo tienes todo? No podemos ni imaginarnos los riquísimos olores que tendrá ahora mismo tu cocina. 🙂 Despeja bien tu encimera porque necesitarás bastante espacio para trabajar.

Pasos para hornear tus Coffee Cinnamon Rolls

Si no tienes demasiada experiencia en repostería, puede que te imponga un poco hacer la masa de los Coffee Cinnamon Rolls. Hemos preparado una guía muy detallada para que no te prives de preparar este desayuno, postre, merienda o acompañamiento tan delicioso.

Así debes elaborar la masa:

  1. Coge un bol pequeño y mezcla en su interior la leche tibia con el huevo, la mantequilla (nosotros la preferimos a la margarina) y la esencia de vainilla. Utiliza para ello un sencillo batidor de varillas.
  2. Introduce en un bol de mayor tamaño los ingredientes secos: la harina, la levadura seca, la sal y el azúcar. Después, remueve el contenido con una espátula. Ahora, haz un agujero en el centro y vierte la leche mezclada con el huevo, la mantequilla y la esencia de vainilla. Remueve de nuevo el contenido con una espátula y luego utiliza tus manos para hacer una masa homogénea. Si la notas pegajosa no te preocupes, es normal.
  3. Tapa el bol con papel film y deja que la mezcla repose durante 40 minutos o una hora (hasta que haya doblado su tamaño). Coloca el recipiente en un lugar cálido. En el caso de que haga mucho frío, la masa puede descansar en el horno, pero su interior debe estar tibio, no caliente.

Y así es como debes añadir el relleno:

  1. Después de dejar reposar la masa y de que esta se inflase, trasládala a la encimera echando primero un poco de harina sobre su superficie. Haz un último amasado con las manos para que se integren bien todos los ingredientes y estira la masa con un pequeño rodillo, dándole una forma rectangular. La masa nunca debe quedar con un grosor inferior a los 2 milímetros.
  2. Espolvorea un poco de harina sobre la masa para que no se pegue y dale la vuelta. Estírala de nuevo con el rodillo y recupera esa forma rectangular de la que hablamos antes.
  3. Con un pincel de repostería, unta la mantequilla derretida de manera uniforme por toda la superficie. Es importante que la mantequilla esté a temperatura ambiente porque si estuviese caliente podría dañar la masa de los Coffee Cinnamon Rolls.
  4. Mezcla el café, la canela y el azúcar moreno. Extiende esta mezcla de la manera más uniforme posible: ayúdate con las manos y sé cuidadoso.

Para hacer los doce rollos…

  1. Empieza a enrollar la masa longitudinalmente. Al principio debes hacerlo con mucho cuidado y dejándola bien apretada. En las últimas vueltas puede haber algo más de holgura.
  2. Con la masa convertida en un cilindro, puedes cortar ya tus doce Coffee Cinnamon Rolls. Cada uno de ellos debe tener aproximadamente unos 4 centímetros de grosor.
  3. Coloca papel vegetal en una bandeja de horno y pon ahí tus rollitos de café y canela. Vigila que quede algo de espacio entre ellos y deja que reposen unos 30 minutos antes de introducirlos en el horno.
  4. Con el horno a 180º, introduce la bandeja con los Coffee Cinnamon Rolls y hornéalos durante 20 o 30 minutos, hasta que veas que la masa adquiere un tono algo doradito.
  5. Pasado este tiempo ya puedes retirarlos. ¡Ñam, ñam! En cuanto los pruebes nos darás la razón: están deliciosos y podrían ser un gran éxito en la carta de tu cafetería o bar. Ya sabes que, en Mocay, os animamos siempre a acompañar algunas de vuestras bebidas con repostería casera. Tras preparar estos rollos de café y canela, puedes hacerte con un poco de té matcha y elaborar un riquísimo bizcocho de té verde.

¿Glaseado de queso crema en la superficie?

Es posible que los coffee lovers más golosos disfruten aún más estos Coffee Cinnamon Rolls bañando su superficie con un glaseado de queso crema. La elaboración de este frosting es muy sencilla:

  • Primero, mezcla 225 gramos de queso crema con 100 gramos de margarina hasta obtener una mezcla homogénea.
  • Luego, incorpora 200 gramos de azúcar glas y remueve el contenido lentamente. Después, cambia el ritmo y remueve con más energía.
  • Añade una cucharadita de extracto de vainilla y vuelve a mezclar hasta dar con la textura propia de un glaseado.

Una parte del glaseado la echarás sobre los rollos de café y canela recién salidos del horno, para que el frosting se derrita sobre el dulce. Pasados unos 10 o 15 minutos, con los Coffee Cinnamon Rolls algo más fríos, puedes agregar un poco más de este glaseado de queso crema.

Con frosting o sin frosting, ¿quién puede resistirse a unos Coffee Cinnamon Rolls templaditos y acompañados de una taza de café o té? Nosotros desde luego que no: como decimos en el titular de este post, los Coffee Cinnamon Rolls nos parecen irresistibles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.