La Navidad es una época de sobremesas largas que invitan al dulce… ¡y a la cafeína! A los coffee lovers nos gusta celebrarla con una serie de postres y bebidas con café que ya son típicos de estas fechas: magdalenas de café, Gingerbread Latte, flan de café… Hoy queremos compartir contigo la receta del Hazelnut Cremme Latte, un café especial que combina el sabor del espresso con el de la avellana. ¡Es genial para preparar en casa o para servir en tu local en plena temporada navideña!

Receta de Hazelnut Creme Latte: los ingredientes

Mientras pones en marcha esta receta de Hazelnut Creme Latte te recomendamos que escuches tus villancicos favoritos y pongas todo el espíritu navideño en el asador.  Además de eso, tendrás que hacerte con los siguientes ingredientes:

  • Un tiro de café espresso
  • Leche vaporizada que dará una textura aterciopelada a esta receta de Hazelnut Creme Latte
  • 6 mililitros de aroma concentrado de avellana
  • 15 mililitros de sirope de vainilla
  • Nata montada y avellana picada a modo de decoración

Para preparar la leche vaporizada en casa necesitas la lanceta de vapor de una máquina espresso profesional.

¿Cómo se vaporiza la leche? ¡Te lo recordamos!

Aparte de la lanceta de vapor de tu máquina de café, en el momento de vaporizar la leche utilizarás una jarra de leche de acero inoxidable, un termómetro de barista y un paño húmedo. Estas son las instrucciones que debes seguir:

  1. Llena la jarra hasta la mitad con leche fría e introduce el termómetro de barista. La leche vaporizada siempre se prepara con leche entera.
  2. Acciona la lanceta del vaporizador a unos dos centímetros bajo la superficie de la leche durante cinco segundos. Verás que se forma una capa de espuma con microburbujas.
  3. Sumerge la lanceta medio centímetro e inclina ligeramente la jarra. El vapor hará circular la leche como si se tratase de un remolino y las microburbujas se mezclarán y darán lugar a una crema uniforme.
  4. Continúa hasta que el termómetro marque 60ºC.
  5. Apaga la lanceta y usa el paño para eliminar los restos de leche.
  6. Luego dale un golpe seco a la jarra contra una superficie lisa para que el líquido se asiente y se rompan las burbujas de mayor tamaño.
  7. Tras los pasos anteriores conseguirás una crema uniforme. Ahora toca dejarla reposar.

La leche vaporizada es fantástica para conseguir la cremosidad que buscamos en nuestro Hazelnut Creme Latte. Además, este tipo de leche (que no debe confundirse con la leche espumada) tiene un sabor muy agradable.

Preparación de esta receta de Hazelnut Creme Latte

Una vez hemos recordado cómo se vaporiza la leche, es el turno de ver cómo la incorporamos en nuestra receta de Hazelnut Creme Latte y de comprobar también qué papel juegan el resto de los ingredientes.

  1. Lo primero que harás será juntar todos los ingredientes (salvo la leche, la avellana picada y la nata) en una taza.
  2. Después, remueve todos los ingredientes indicados (el tiro de café espresso, el aroma concentrado de avellana y el sirope de vainilla) y reserva la mezcla.
  3. Prepara la leche vaporizada tal y como te hemos mencionado y sírvela en la taza donde reposan el resto de los ingredientes. Remueve suavemente.
  4. Decora el café al gusto. Puedes utilizar nata montada y aderezarla con avellana picada.

La única dificultad que puede presentar esta receta de Hazelnut Creme Latte es la vaporización de la leche. Sin embargo, esto no será un problema para ti si eres un amante premium del café (de esos que ya se lo saben todo) o un barista profesional, ¿verdad? ¡Anímate y sorprende a los tuyos o a tu clientela con esta bebida navideña!

El interesante toque de la avellana y la vainilla

Y es que en Navidad nos gusta enfrentarnos al frío bebiendo cafés dulces y calentitos, pero además la avellana es uno de los frutos secos con más presencia en estas fechas, por lo que la combinación de esta receta de Hazelnut Creme Latte es fantástica.
Aunque en este caso utilicemos aroma concentrado de avellana para fundirlo con el sirope de vainilla y el café, al utilizar avellana picada en la decoración estamos aprovechando también los grandes beneficios de este fruto seco:

  • Es rico en ácido oleico
  • Es rico en minerales como el calcio, el fósforo o el magnesio
  • Es rico en antioxidantes
  • Es muy energético

Asimismo, en esta receta de Hazelnut Creme Latte entra en juego la vainilla, cuyo aroma funciona como afrodisíaco y puede ayudar a combatir el estrés.

¿Qué te parece este café navideño? La receta de Hazelnut Creme Latte es genial para personalizarla a tu gusto o para servirla en tu cafetería durante la Navidad. Recuerda que hace no mucho te contamos también cómo preparar un té navideño a la inglesa usando té negro, cáscaras de naranja, agua y varias especias.