Cafeína y creatividad: estos son los mejores artistas de latte art

Lo más importante de un café, además de su sabor, es su apariencia, por eso disfrutamos muchísimo ante una bebida bien presentada. 😀 En este post nombraremos a algunos de los mejores artistas de latte art para que sirvan de inspiración a los baristas que leen este blog. ¿Cómo ganaron ellos su popularidad? ¡Con paciencia y práctica!

Latte art, ayer y hoy

Tal vez no sabes que hay dos baristas italianos que son considerados los padres del latte art: Luigi Lupi y David Schomer. En la década de 1990 ambos realizaron por separado una serie de vídeos para dar a conocer esta disciplina. Posteriormente se reunieron e intercambiaron material para mejorar su trabajo.

Inicialmente, el latte art se practicaba con la técnica del vertido, que consiste en realizar los diseños según se vierte la leche en el café, con movimientos de muñeca y de mano. Después llegó la técnica de etching, más artística, pues el dibujo se realiza directamente sobre el café usando diferentes herramientas.

Actualmente se utiliza tanto una técnica como la otra. Muchos baristas las combinan y otros han ido un paso más allá y han desarrollado su propio estilo de latte art.

¿Cómo son los diseños de algunos de los mejores artistas de latte art? ¡Vamos a verlo! 😉

Giuseppe Fiorini

Giuseppe Fiorini es un barista muy popular en Italia y en redes sociales. En el año 2016 fue elegido Campione Italiano Latte Art y ese mismo año quedó en séptimo lugar en el World Championship of Latte Art, celebrado en Shanghái y en el que compitieron 40 participantes.

Este barista comparte sus conocimientos en formaciones que imparte por toda Italia. Además, es propietario de la cafetería Insolito Cafè, ubicada en la ciudad de Siracusa. Sus seguidores se acercan a menudo a esta cafetería no solo para saborear un café de calidad sino también para verlo trabajar. Llama a menudo la atención que este barista lleva su amor por el café y el latte art tatuado en uno de sus brazos.

En la cuenta en Instagram de Giuseppe Fiorini, el barista comparte un latte art de gran calidad en el que destacan, sobre todo, detalladas y complejas figuras de animales, aunque también hay sitio para diseños en honor a equipos de fútbol como la Juventus.

Melannie Aquino

Nacida en Hawái pero establecida en San Francisco, Melannie Aquino se hizo muy popular por las piezas de latte art que elaboró mientras trabajaba en la cafetería Elite Audio Coffee Bar.

Aquino se estrenó en el latte art en el año 2012. Como todos los baristas, comenzó con retos sencillos, haciendo rosas y corazones en la espuma de los cafés. Un buen día, una amiga la animó a atreverse con algo más y, mientras su compañera dibujaba osos y ranas en la superficie de una bebida caliente, ella se lanzó con un oso. Un oso que fue mejorando según perfeccionaba su técnica.

Con la práctica y el paso del tiempo, Aquino pasó a dibujar sobre los cafés figuras cada vez más atrevidas y pulidas: personajes de la animación infantil, todo tipo de objetos cotidianos, comidas, retratos de artistas…

En un post redactado para el sitio web Bored Panda, la experta en latte art declaró que sus obras le exigen una media de entre 3 y 5 minutos. En este mismo texto destaca que, en su opinión, para conseguir una buena obra de latte art tienes que contar con una comunión perfecta entre el espresso y la espuma del café: “Es necesario conseguir el contraste adecuado para resaltar los pequeños detalles”, explica.

Si visitas la galería de Melannie Aquino en Instagram, comprobarás que además de técnica, en su caso hay mucho talento. Sin duda, es una de las mejores artistas de latte art y no deberías perderle la pista.

A día de hoy, Melannie Aquino trabaja para una marca de alimentación y hace exhibiciones de latte art en diferentes partes del mundo.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Melaquino (@melaquino)

Daphne Tan

Y seguimos con mujeres baristas, aunque en este caso lo es tan solo en potencia. Entre los años 2017 y 2018, la singapurense Daphne Tan impresionó a toda la comunidad barista con las piezas de latte art en 3D que empezó a publicar en Instagram. Entonces, muchos medios de comunicación y portales especializados se interesaron en ella y descubrieron, para sorpresa de todos, que Tan no era una barista profesional sino una estudiante de 17 años.

Al parecer, la adolescente tuvo su primera toma de contacto con el latte art con tan solo 15 años gracias a un taller escolar sobre el café gourmet. A raíz de esto, Tan se interesó por la elaboración de espuma para cafés como el cappuccino y comenzó a investigar por su cuenta. En sus inicios texturizaba la leche con una prensa francesa, pero ahora usa un espumador de leche.

La galería en Instagram de Daphne Tan es un escaparate de piezas de latte art en 3D que parecen hechas por un barista con décadas de experiencia. La espuma de sus cafés adopta la forma de distintos animales, de personajes de ficción, de fantasmas, etc. Para los detalles, utiliza colorantes alimentarios y una mezcla elaborada con algarroba y agua. Esta joven tarda una media de 20 minutos en realizar una de sus obras de latte art.

Echando un vistazo a su perfil de Instagram vemos claramente su progresión. Una evolución para la que, como ha comentado Tan en numerosas ocasiones, “ha sido fundamental la paciencia”.

En las entrevistas más recientes, Tan sigue aclarando que no trabaja en una cafetería y que el latte art es un hobby para ella. De todos modos, no es ajena al mundillo barista, pues tiene claro quién es su favorito: Lee Kang Bin, que con solo 29 años es otro de los mejores artistas de latte art.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Daphne Tan (@periperipeng)

Lee Kang Bin

Lee Kang Bin es uno de los artistas de latte art con más talento de Corea del Sur. A pesar de no haber llegado todavía a la treintena, tiene ya más de diez años de experiencia en esta disciplina, la cual desarrolla, además, de una manera muy innovadora.

Comenzó sus estudios de barista con 18 años y todo el apoyo de sus padres. En aquel entonces, la figura del barista aún estaba un poco por definir, por lo que en una entrevista para Korea.net describió los primeros pasos de su formación como “aburridos”.

Poco después, el panorama cambió y él se sintió cada vez más cómodo en la profesión. Lee Kang Bin es cofundador de C. Through Cafe, en Seúl y es conocido mundialmente por su particular latte art, al que él llama ‘creamart’.

En sus obras de creamart, el barista reproduce cuadros de Van Gogh, Munch o Da Vinci. Estas creaciones, llenas de color, son muy trabajosas y requieren una dedicación aproximada de una hora. Hasta el momento, su obra de creamart más exigente fue la recreación del cuadro ‘Scenery on Dano Day’, de Shi Yun-bok, que le tuvo entretenido nada más y nada menos que siete horas.

Dado el cuidado que demanda la elaboración de cada obra, Lee Kang Bin solo sirve tres de estos diseños al día en su local (previa reserva). Además, los realiza siempre sobre cafés fríos; si los hiciese sobre una bebida caliente, esta no llegaría con la temperatura deseada al cliente y se arruinaría su sabor.

El precio de estos cafés tan especiales ronda los 8 euros. Aparte de obras pictóricas, Lee Kang Bin dibuja personajes de Disney o figuras literarias como El Principito. No obstante, el barista insiste a menudo en que su cafetería tiene otros muchos productos que vale la pena probar, pero los coffee lovers que vivimos lejos de Seúl tendremos que conformarnos con las creaciones que Lee Kang Bin comparte en su galería de Instagram.

Michael Breach

Este barista natural de Brooklyn (NY) y de formación autodidacta es conocido como ‘el barista de las estrellas’ por su costumbre de retratarlos sobre la espuma del café. Los retratos son su especialidad y es posible encargarlos a través de su página web. Él hace retratos de personas o mascotas en la parte superior del café y, una vez listos, envía fotografías de este latte art a clientes de todas las partes del mundo. Según cuenta, su talento como retratista lo ha heredado de su padre.

Breach colabora con diferentes programas de televisión, expone su talento en eventos e imparte formaciones online.

En las tazas de café que comparte Michael Breach en su galería de Instagram (@baristArt) hay referencias a la cultura pop y otros diseños muy originales. Sus clientes han llegado a pedirle piezas realmente curiosas: una de ellas, por ejemplo, se utilizó para una petición de matrimonio.


Aquí tienes cinco pasos claves para dominar el latte art. Entrena, sé paciente y quizás algún día tu galería de Instagram sea mencionada en un post como este. 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *